Demanda

IGLESIA Y SEXUALIDAD

Hombres solteros espirituales mamn

Que la Iglesia persista en creer, contra lo que la ciencia sostiene, que la abstinencia sexual es el camino a la perfección humana y que la abstinencia sexual es posible de por vida, es un error de impacto inimaginable e ilimitado que viene transformando a muchos de sus pastores en lobos y a miles de ovejas en víctimas. El personal consagrado sacerdotes, religiosos y religiosas debe practicar la abstinencia sexual de por vida. Sin embargo, postuló que si el impulso sexual no era satisfecho, la energía de la libido podía canalizarse y redireccionarse hacia objetivos superiores, mecanismo que denominó sublimación. Hoy se sabe que los impulsos motivacionales no son sublimables. Para cada impulso existen satisfactores específicamente apropiados.

“Quedarme embarazada fue un shock. Soñaba con ser madre joven pero no fue planeado”

En ambas religiones, la masturbación es considerada como una violación al celibato. Fault embargo, para aquellos que no profesan ninguna fe, una vida sin amor puede ser difícil de comprender. Los sacerdotes católicos son todos hombres y aunque hay mujeres célibes —usualmente monjas— gran parte del debate se centra en el celibato masculino. Los hombres quieren sexo motivados por la testosterona, dice John Wass, profesor de endocrinología en la Universidad de Oxford. Muchas personas no pueden siquiera imaginarse estar toda su vida sin sexo de ninguna clase. Para algunas personas puede llegar a ser una batalla cotidiana, pero a otros no les afecta tanto.

Batalla contra el deseo

Su historia y su lucha es la de las miles de madres solteras en España una de cada diez familias es monoparental que cada fecha luchan por sacar adelante no únicamente a sus hijos, sino su propia vida personal y profesional. Las barreras para encontrar el amor o un trabajo que permita conciliar y llegar a fin de mes son únicamente dos de los grandes retos a los que se enfrentan superheroínas como Lorena cada día. Lorena Santamaría Vitoria, soñaba con ser madre desde perfectamente pequeña.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *